Mónica M

«Visita guiada a la Alcazaba de Almería«: A pesar de que el monumento en sí no es gran cosa, contar con guías como Emilio pueden hacer que el recorrido sea todo un paseo por la historia, no solo de la Alcazaba, sino de la ciudad de Almería, algo que pocos guías hacen y que realmente se agradece. Pues contextualizar el monumento y todos sus cambios, con la historia de la ciudad y del mundo, te hace tener una visión mucho más amplia y completa, sin olvidar las anécdotas que también forman parte de la verdadera historia. Actividad muy recomendable.